lunes, 11 de abril de 2016

ARQUEOLOGÍA: Hallan una ciudad perdida que quedó sumergida bajo el mar hace 1.200 años (página 1)

   


Se trataría de la ciudad antigua de Heracleion que quedó sumergida bajo el mar hace 1.200 años en el fondo del mar Mediterráneo en la bahía de Abukir, en Egipto.

Un arqueólogo francés llamado Franck Goddio se ha dedicado la mayor parte de su vida a intentar encontrar diversos restos de civilizaciones que quedaron en el olvido o perdidas. Pero, lo que él no podía imaginar, era encontrar lo que halló en el fondo del mar Mediterráneo en la bahía de Abukir, en Egipto. Se trataba nada más y nada menos que la ciudad egipcia Thonis-Heracleion, la cual numerosas personas trataban como una simple leyenda. Fue una ciudad del antiguo Egipto perdida que quedó sumergida bajo el mar hace 1.200 años y que comenzó a revelar lo que era la vida en el legendario puerto de Thonis-Heracleion.

Durante siglos se pensó que era una leyenda, una ciudad de extraordinaria riqueza mencionada por Heródoto, visitada por Helena de Troya y París, su amante, pero, aparentemente enterrada bajo el mar. De hecho, Heracleion fue verdad, y una década después de que los buzos comenzaran a descubrir sus tesoros, los arqueólogos reprodujeron una imagen de cómo era la vida en la ciudad en la época de los faraones. La ciudad, también llamada Thonis, desapareció bajo el mar Mediterráneo hace unos 1.200 años y fue encontrada durante un estudio de la costa egipcia a principios de la década pasada.
Así habría sido Heracleion, la cuidad perdida hace 1.200 años.
Ahora, su vida en el centro de las rutas comerciales en los tiempos clásicos es cada vez más clara, con investigadores que comparten la opinión de que la ciudad era el centro principal de las aduanas a través del cual todo el comercio de Grecia y otros lugares del Mediterráneo entraban en Egipto.
Ellos descubrieron los restos de más de 64 barcos enterrados en el grueso de arcilla y arena que ahora cubre el fondo del mar. También se encontraron monedas de oro y pesos hechos de bronce y piedra, haciendo alusión al comercio existente. 16 estatuas gigantes de pie se llevaron a la superficie, mientras que los arqueólogos encontraron cientos de pequeñas estatuas de dioses menores en el fondo del mar.
Losas de piedra con inscripciones tanto en griego antiguo y egipcio antiguo también se llevaron a la superficie. Decenas de pequeños sarcófagos de piedra caliza también se descubrieron recientemente por los buceadores y se cree que contenían animales momificados, puestos allí para apaciguar a los dioses. El doctor Damian Robinson, director del Centro de Oxford para arqueología marítima en la Universidad de Oxford, que forma parte del equipo que trabaja en el sitio, dijo: “Estamos excavando una gran ciudad”.
“El sitio tiene una preservación increíble. Ahora estamos empezando a mirar algunas de las zonas más interesantes dentro de ella para tratar de entender la vida allí. Estamos recibiendo un rico cuadro de cosas, como el tráfico que se usaba, fruto de la naturaleza de la economía marítima en el periodo tardío de Egipto. También había cosas que fueron llegando de Grecia y los fenicios”.
Haga clic AQUÍ para pasar a la SIGUIENTE PÁGINA.
Anuncios: